Regreso al futuro (y II): las chicas y los chicos

En mi retiro y destierro, pasé la travesía del desierto encendiendo la televisión aún con miedo de lo que me podía encontrar.
Y acerté, en un programa matinal de debates y entrevistas hablaron del caso de los colegios que, con orgullo, separan a niñas y niños de sus instalaciones, y lo mal que les ha sentado que su atentado premeditado contra los derechos fundamentales les impida chupar del dinero público -mientras escribía este artículo he visto que el compañero Asier en Educablog también lo trata-.

Empezó bien. Ya en la mesa de debate del programa, l@s avezad@s especialistas decían cosas como (puede no ser la frase real, puesto que no la apunté y mi memoria no llega a esos detalles) “yo estuve en un colegio sólo de chicas y eso no ha impedido que me relacione con gente que está a favor de la igualdad”; ¡faltaría más! y el hecho de estar en un colegio mixto no hace que no te relaciones con cualquier cabestr@, si de lo que estamos hablando es del hecho de no existir una relación intersexual más que necesaria en el desarrollo de la persona, amén -con perdón- de que ese argumento de que la educación es la misma, no me lo creo, que cualquier alma desaprensiva podría usarlo para experimentos raros, como la “formación de señoritas”.

Tras una discusión con argumentos tan peregrinos como los anteriores, en los que la mesa delimitaba la posición -se habían puesto partidari@s de una y otra idea con su acólit@ en el mismo lado-; procedieron a conectar con un colegio andaluz -hay que recordar que la Junta pretende, o pretendía, quitarles esa subvención-, en el que la directora veía una estupidez esta movida que se había montado, porque las chicas que salen de su colegio llegan a puestos de importantes en empresas, ya está todo dicho, denles la subvención, por favor, que aunque el desarrollo humano sea paupérrimo tienen la ventaja de ascender, no se sabe hasta dónde claro, que una cosa son los órganos directivos y otra que consigan medrar hasta el escalafón principal, cosa harto difícil aún en estos tiempos. Lástima que la educación se base en los logros económicos, por otra parte.

Luego apareció en pantalla el representante del AMPA -o lo que sea allí- defendiendo a capa y espada la existencia de estos centros, curiosamente un hombre -casi podemos decir un SEÑOR, ya lo comprobaréis querid@s lector@s- en un colegio de niñas; muy preocupado, porque se tuvo que ir de Madrid y no le quedó otra que buscar un colegio cercano a su casa. Lo primero que pensé fue: “¡joder, anda que no habrá colegios públicos!”, me adelanté a los acontecimientos porque como explicó a continuación buscaba uno de calidad y “la educación pública es como es”; he de reconocer que cada vez me caía peor, a uno, que es fruto de la educación pública, y tiene su corazoncito, le duelen estas cosas; aunque tiene razón, mirad como he salido yo, hecho un sociópata peligroso.

Uno de los argumentos que se esgrimieron en semejante documento fue “que las niñas y los niños tienen el cerebro distinto, las niñas, por ejemplo, son más dadas a la caligrafía, escriben mejor y es lo que tienen que potenciar”; oigan, que serán sus hijas, a ver si ahora vamos a tener tod@s los mismos problemas, si la progenie tiene el cerebro atrofiado puede ser -mis conocimientos de genética no me permiten llegar a tanto- que sus descendencia lo tenga también, pero no nos metan a tod@s en el mismo saco, que yo tengo mis cosas, pero aún puedo darme con un canto en los dientes.

Ayer, hablando con un compañero me dijo que habría que prohibir estos centros, llegando posteriormente a la conclusión de que de ninguna manera les dejaríamos encima la vitela de mártires.
Esto se solucionaría, como ya se está haciendo, dejando que sean sus lobbys los que paguen si quieren, pero el dinero público no se puede invertir en ideas antediluvianas.
Y sobre todo, fomentando una educación pública de calidad que haga que las ideas que propagan est@s iluminad@s queden relegadas a la cueva de la que no debieron salir nunca.

Kontratake – Mi pasado

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s